Coalición para las elecciones generales 2011

El pasado domingo, día 14 de agosto de 2011, una serie de representantes y miembros de diferentes partidos políticos, asociaciones, fundaciones, y particulares a título individual se reunieron en Madrid para estudiar la posibilidad de formar una coalición electoral para las próximas elecciones del 20 de noviembre.

Entre los presentes se encontraban delegados de los partidos Higiene Democrática, Ciudadanos en Blanco, Liberales Unidos, Democracia Participativa, Los Verdes Grupo Verde, Convergencia por Extremadura y -por supuesto- Unión Ciudadana por la Democracia, representada por su Coordinador General. También acudieron, aunque abandonaron la reunión -o no participaron del acuerdo- representantes de Centro Democrático y Social, Centro Democrático Liberal, Ciudadanos de Centro Democrático y Partido de la Libertad Individual.

Durante la reunión se abordó la conveniencia de formar una coalición electoral sobre la premisa de que -combinando nuestras fuerzas- sería más fácil reunir las firmas necesarias a partir de la reforma del 169.3 de la Ley Orgánica de Régimen Electoral General del pasado mes de enero, y conseguir representación. Dichas coalición se vertebraría sobre el rechazo unánime de las fuerzas presentes al requisito de reunir las firmas del 0,1% de los censados en cada circunscripción para poder presentar candidaturas a las próximas elecciones generales, y sobre la necesidad de modificar la ley electoral a fin que todos los votos tengan el mismo valor.

Como resultado de las conversaciones se firmó una declaración de intenciones en la que se acordaba, como nombre provisional de la coalición, "Pacto Ciudadano"; así como la formación de una junta de delegados de las formaciones coalicionantes y de 9 grupos de trabajo para abordar las diferentes tareas ha realizar para presentar con éxito la candidatura.

Sin embargo, durante la discusión del orden del día surgieron ciertas pegas que someto a consideración de la Asamblea General a fin de decidir si Unión Ciudadana por la Democracia debe sumarse a esta coalición o no.

  1. Desconocemos las ideologías de las fuerzas coalicionantes: Como se expuso en la reunión, la modificación del artículo 169.3 LOREG afecta a todos los partidos políticos extraparlamentarios por igual, y es uno de los pocos puntos claro de convergencia. Por tanto, la coalición -a día de hoy- estaría potencialmente abierta a cualquier partido, no pudiendo seleccionar quienes son nuestros compañeros de viaje. UCiD solicitó que todos los partidos que desearan participar remitieran al resto sus estatutos, a fin de analizar la compatibilidad entre los fines de nuestro partido con los del resto. No obstante, vista la prisa generalizada por constituir la coalición cuanto antes, parece que no habrá tiempo para esto.
  2. Habrá que renunciar a buena parte de nuestro programa: Vista la heterogeneidad de los participantes, muchas de nuestras propuestas deberían sacrificarse para alcanzar el consenso entre los partidos participantes. Esto no sólo "desluce" lo mejor que tiene UCiD (las propuestas), sino que probablemente cristalizará en un programa político pobre, vago y monotemático que -suponiendo que se consiguieran los avales- difícilmente podría suscitar de la ciudadanía.
  3. Nos hace más vulnerables y dependientes: El ingreso en la coalición requiere que los partidos renuncien a hacer campaña individualmente y sean leales a las decisiones de la coalición, que -lógicamente- escapan a nuestro control. Además, la candidatura conjunta podría quedar anulada por razones legales (invalidación de las firmas recogidas por cambio en la composición de la coalición, ilegalización por contener elementos peligrosos, conflictos legales de denominación, etc...) u organizativas (mala organización, dejación de funciones, sabotaje, partidos "gorrones", etc...), la imagen de UCiD podría verse dañada, y -en caso de obtener representación- probablemente quedaríamos obligados a repetir compañeros de coalición en el futuro si queremos eludir las firmas.
  4. Nos retrasa: Antes de unas elecciones siempre surgen iniciativas que pretenden aunar fuerzas, que -por lo general- no tienen éxito por la precipitación con la que se organiza. UCiD ya tiene avanzados el sistema de recogida de firmas, el programa electoral y la identificación de los candidatos; y dispone una infraestructura organizativa operativa (representante legal, cuentas bancarias, etc...) que habría que rehacer para la coalición.
AdjuntoTamaño
Image icon actacoalicion14ago.jpg441.68 KB
Asunto: 
Estado: 
Subscribe to Comments for "Coalición para las elecciones generales 2011"